Obesidad es Desnutrición: El caso del magnesio

La obesidad está causada por un desequilibrio hormonal, y como consecuencia se provoca un estado de desnutrición. El magnesio es uno de los nutrientes deficitarios más habituales en personas con obesidad.

Niveles inadecuados de magnesio en la dieta y/o bajos niveles de magnesio en sangre se han relacionado con síndrome metabólico, diabetes tipo 2, inflamación sistémica, hipertensión y todo ello se relaciona, además, con la obesidad.

El magnesio es esencial para más de 300 reacciones enzimáticas implicadas en el metabolismo de hidratos de carbono y grasas. Interviene en la modulación de genes y proteínas y se ha demostrado que tras solo 4 semanas de suplementación no solo disminuían las concentraciones de insulina y su péptido-C también la expresión en sangre de genes implicados en marcadores tumorales, plaquetas y cationes en sangre y orina relacionados con el equilibrio del magnesio.